Respirar por la nariz, ¿Es importante?

La nariz tiene la función de preparar el aire que respiramos para que llegue en excelentes condiciones a los pulmones, siendo un filtro de partículas, suciedad, virus, bacterias, dándole la humedad y la temperatura ideal, otras funciones de la nariz es darle cierto tono a la voz y es parte fundamental para el sentido del gusto y del olfato.

Al respirar con la boca el aire entra seco, sucio y a una temperatura inadecuada, por lo que nos predispone a infecciones de vías respiratorias, sequedad de boca, ronquido, mal aliento. Si esta respiración oral se presenta en la infancia y se mantiene por un periodo de tiempo prolongado, puede desarrollar malformaciones cráneo faciales, mala oclusión dental, hasta asimetrías en el tórax.